¡Limitar el uso de las pantallas en los niños!

Notas, Notas digitales

En pleno auge de las tecnologías del entretenimiento la salud visual debe ser cuidada

 

 

El Regional entrevistó a  la Dra. Oftalmo-Pediatra Carolina Picotti para conocer cuáles son los riesgos que corren los niños al exponerse a las pantallas digitales. Hoy, los chicos tienen un encuentro temprano con la tecnología, a la vez que pasan más tiempo haciendo uso de ella, lo que según algunos estudios esto puede provocar daños irreversibles en la visión.

Escribe: Ma. Victoria Borghello

La Dra. Picotti dice que está comprobado, que las pantallas irradian rayos perjudiciales a la vista (luz azul), y recomienda a la vez que cuando los chicos deban, por ejemplo, estudiar con una computadora lo hagan junto a luz natural: “Si un chico debe hacer sus deberes en la computadora, es preferible a la tarde en las cercanías de una ventana y no a las 11 de la noche, con la luz apagada.”

Hablando específicamente de los problemas en la visión que trae a los niños estas nuevas tecnologías, Picotti explica que es un proceso previo a una enfermedad específica. Primero hay que considerar que el niño debe aprender a ver.  Que es un aprendizaje que se da desde que nace hace hasta los 8 años. “Eso implica saber calcular distancia, observar que está más cerca y más lejos, comprender las sombras, saber manejarse en el ambiente sin tropezarse porque van adquiriendo noción de la dimensión…”.

Hace una pausa, y da la razón fundamental porqué los adultos deberíamos tomar seriamente la tecnología a la cual exponemos a los niños: “La exposición continua a un dispositivo electrónico que está a una distancia cercana hace que esas herramientas que mencionamos antes se limiten,evita que se realicen conexiones neuronales necesarias para adquirir destrezas visuales.”

Sobre la situación particular que le toca vivir en su consultorio, afirma que el número de consultas de niños ha aumentado. En cuanto a la experiencia refiere: “En Villa María hay un nivel de concientización con los pediatrías, que nos llevó tiempo realizarlo pero que hoy,son quienes ayudan en la derivación temprana. Porque si nosotros no detectamos problemas visuales antes de los 8 años perdemos el poder de atacar síntomas a tiempo, y antes nos pasaba que llegaban adultos a hacerse anteojos de cerca y ya habían perdido un ojo, o iban a sacar el carné y se encontraban que no veían tanto como creían. Eso es lo que pasa, un niño no sabe qué es lo que es ver bien y qué ver mal, porque se manejan en una distancia de los 2, 2,5 mts. hasta los tres añosy en esa distancia maniobran bien, pero si ya hay daños a los 4 años cuando ingresan a la escolaridad las seños lo detectan porque surgen enseguida las dificultades”.

Problemas visuales que aparecen a tierna edad

“Lo que más fácilmente se detecta es la miopía, porque les empiezan a mostrar figuras en el jardín y a la distancia no las ven, se las acercan y las reconocen. El astigmatismo es muy molesto, porque el nene no encuentra el foco. Son chicos que se manifiestan inquietos porque no encuentran el lugar, tienen una forma particular de moverse a causa de la vista, no están cómodos, están todo el tiempo buscando el foco. Las pantallasson un desencadenante de la miopía”.

Recomendación

La Dra.refiere que debemos evitar que los chicos se pierdan en las pantallas, que debemos volver a tener ese contactos visual de mirar y que haya un encuentro visual, como sucede con los bebés. Dice Picotti: “… si a los chicos solo le damos pantallas se pierde esa conexión, el interés del reconocimiento del otro. No se puede pensar que un niño sea inteligente porque domina la tecnología, porque juega a un juego de celular, inteligente es el que lo creó. La inteligencia en los chicos surge a través de otro tipo de juegos como los de encastre de bloques, pintando, usando lápices de colores, eso estimula la creatividad, el aburrimiento, y ahí es donde tienen que crear sus propios juegos, con elementos simples, un pedazo de cartón, una tapita de gaseosa.”

Para tener de parámetros cual sería un uso responsable en los niños de la tecnología: de 0 a 3 años. No usarla De 3 a 6 años: 1 hora por día, de 6 años  en adelante 2 horas, pero con intervalos.

Como si quedaran dudas que es más lo que resta  que lo que suma  usar indiscriminadamente la tecnología, la profesional comentó un punto que conversa con sus colegas pediatras: “Sé que estos chicos que están apegados con la tecnología después tienen muchas frustraciones, sufren  ansiedad,  quieren todo listo en el  momento, todo procesado, al igual que pasa en los videojuegos que se pasa de un nivel a otro rápidamente. Luego esto decanta en obesidad infantil, en chicos que no tienen amigos reales  y más adelante en adicciones. No porque no tengan posibilidades, sino porque no saben establecer relaciones reales”

Deja un comentario


*