Espejo villamariense: quien mal anda, mal acaba.

Notas

 

Escribe: José Naselli (Ex Tribuno- vecino)

LOS MEJORES DEL MUNDO. El último mundial de fútbol ya es historia. Desde los prolegómenos de la etapa clasificatoria de 33 países que obtendrían el pasaje a Rusia, hasta la decepción final, nunca como entonces nuestra idiosincrasia quedó tan al descubierto. Me refiero a la locura colectiva reflejada en los medios, como en las actitudes personales de la inmensa mayoría delos argentinos. Pasamos por todos los estados de ánimo, desde la desesperanza a la ilusión. Nosotros, los mejores del mundo, los “condenados al éxito”, los afortunados adoradores de dioses como Maradona, Messi y algunos otros del Olimpo Criollo, en los instantes de la agonía, creímos entrever la luz divina, en los zapatazos de Marquito Rojo o “Fideo” De María. Y aunque el proceso previo fue un desconcierto casi demencial tanto en lo organizativo, como deportivo, con fuerte pestilencia a corrupción y acomodo, en los instantes de espejismo y utopía, (los días posteriores al triunfo contra Nigeria) estábamos dispuestos a olvidar, perdonar, cancelar, todas las prevenciones sobre personajes que habían convertido a la AFA en un aquelarre impúdico y escandaloso, que anticipaba una frustrante despedida.

DEPORTE Y POLÍTICA. Frecuentemente se ha utilizado el deporte como plataforma para promover ideologías. La Alemania nazi quiso retratarse como amante de la paz, cuando fue sede de los Juegos de Olímpicos de 1936, a pesar de que se utilizaron para mostrar la superioridad aria. A partir de 1928, los soviéticos organizaron un evento deportivollamado Espartaquiada. Entre 1920 y 1930, las organizaciones comunistas y socialistas de varios países, trataron de contrarrestar las “Olimpiadas Burguesas” creando las “Olimpiadas Obreras”. Para 1956, los soviéticos ya se habían convertido en superpotencia deportiva. Chinos y estadounidenses no quedaron a la zaga. Argentina también tiene su historia. Nuestro quíntuple campeón mundial de automovilismo Juan Manuel Fangio, y otros deportistas, sin desmerecer sus capacidades personales, gozaron de amplio apoyo oficial, y eran presentados como símbolos de las bondades del peronisno. El boxeador “Mono” Gatica, poco antes de su enfrentamiento con el campeón Ike Williams, le dedicó el triunfo (al igual que muchos otros deportistas), al General Perón. Luego, antes del final del primer round, ya había sido derrotado. Hastadonde lo intelectual se impone sobre lo físico, como el ajedrez, se dio este fenómeno. En 1972 pasó a las primeras planas mundiales la denominada “Partida del Siglo” cuando se midieron dos mitos del tablero.

 

LA CRISIS DE UNA DIRIGENCIA. El denigrante espectáculo de los dirigentes del fútbol, enredados en una grotesca exteriorización de actitudes que van de la incompetencia a los comportamientos mafiosos, del desenfreno a la irracionalidad, asombran. Los tristes resultados deportivos se emparentan con este proceso que ya lleva años de descomposición. ¿Qué podemos esperar de quienes, desafiando las leyes eternas del universo, de la física y de las matemáticas, lograron que un número resultara“par e impar” al mismo tiempo? Nunca los protagonistas de ese bochorno, pudieron explicar el milagro por el cual, de una urna con 75 papeletas, florecieron 38 votos para cada uno de los dos candidatos a Presidente de AFA (Luis Segura y Marcelo Tinelli). Este episodio (ya olvidado), fue un triste “botón de muestra” de la crisis dirigencial que, en todos los órdenes, estamos padeciendo. El “Cambalache” tanguero llevado a su más excelsa expresión.

 

EL ESPEJO DE VILLA MARÍA. Pero estos “milagros” que conmueven los cimientos de la filosofía, de la lógica y de la ciencia matemática no suceden solamente en Buenos Aires. Si bien quizás estoy incurriendo en un “DESVÍO DESCRIPTIVO” impropio del tema deportivo, estoscomportamientos que desafían las leyes del raciocinio, me recuerdan al ex intendente EDUARDO ACCASTELLO, cuando envió a las oficinas del Tribunal de Cuentas dos copias DE UN MISMO CONVENIO firmado entre el municipio y el Ministerio de Planificación a cargo de un tal DE VIDO, con un compromiso de financiación millonaria de una obra pública vinculada al Anfiteatro Municipal. Ambas copiasDIFERÍAN en dos aspectos fundamentales: El importe del “anticipo”, como también el ejecutor responsable de la obra. Tales diferencias resultabanINCOMPATIBLES CON LA LEGALIDAD Y LA TRANSPARENCIA que deben presidir las operaciones financieras y patrimonialesdel Estado Municipal. Sin embargo, nunca (subrayo: NUNCA) Accastello respondió los requerimientos para que aclarara LA EVIDENTE Y SOSPECHOSA contradicción en las copias de un MISMO DOCUMENTO. Llevado el asunto a Tribunales, la causa duerme el sueño de los justos. Y a la comunidad de Villa María, tal asunto parece haberle pasado “por encima” y yace en el desván de los objetos olvidados, Las similitudes entre lo sucedido en la elección en AFA y la documentación utilizada por ACCASTELLO para justificar un gasto, me hacen recordar las advertencias que aparecen en las películas: ¡CUALQUIER SIMILITUD CON LA REALIDAD, ES PURA COINCIDENCIA!

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario


*