Altos líos: policía narco, abusadores libres y funcionarios en “off side”

El Suricato, La Región

Espiando por los Pueblos

 

Etruria

Abusador en libertad 1

 

Un vecino de la localidad confesó haber abusado de una niña, hija de su pareja, y recibió una condena de tres años de prisión en suspenso, por lo que quedó en libertad. Se trata de César Alejandro Cadei, quien el 2 de abril de este año fue acusado de manosear a la niña de 12 años durante un viaje en el tren de pasajeros que recorría el trayecto Córdoba  – Villa María.

El abusador, quien no tenía antecedentes penales, reconoció el delito y la Cámara del Crimen de Villa María le aplicó una pena que lo dejó en libertad. Un hecho que causó indignación entre muchos vecinos de la localidad y región.

 

Bell Ville

Abusador en libertad 2

 

El cura Carlos Richard Ibáñez Morino, que se desempeñó en Bell Ville en la década de 1990, figura entre los 68 sacerdotes de Argentina acusados por abuso sexual contra menores, de acuerdo con un relevamiento realizado por periodistas de la Agencia Telám y de la Red de Sobrevivientes de Abuso Eclesiástico.

El párroco fue denunciado por al menos diez casos de abuso en la vecina ciudad cometidos contra menores a cambio de dinero. Ibáñez Morino fue suspendido por el Obispado de Villa María y luego se conoció que huyó a Paraguay donde seguía ejerciendo su labor pastoral y en pleno contacto con jóvenes.

La Justicia Paraguaya nunca autorizó la extradición del cura abusador y los delitos quedaron impunes: con el paso del tiempo, la causa prescribió.

Terrible.

 

Ballesteros

Policía narco delivery

 

Un agente de la Policía de Córdoba que prestaba servicios en la Caminera de Ballesteros fue detenido acusado de vender drogas bajo la modalidad delivery en la ciudad de Bell Ville. El policía “infiel” a su condición está acusado por presunta comercialización de estupefacientes agravada, en calidad de partícipe necesario.

Claro que no actuaba solo. Según la investigación, trabajaba con otro policía, quien sería nada menos que cuñado del recientemente detenido. El uniformado cómplice se encuentra tras las rejas desde septiembre pasado.

Zorros en el gallinero, ¿no?

 

Ucacha

Juicio millonario perdido

 

Para atrás. Así está la Municipalidad de Ucacha y la gestión del intendente Héctor Jaime después de conocer el fallo que obliga a la administración comunal a abonar unos 6 millones de pesos a la financiera TFIN SA, con sede en Buenos Aires. La causa se relaciona con cheques  no pagados por la anterior gestión.El monto original reclamado era de 1.230.000 de pesos, pero con la actualización, intereses y costas del juicio, se llega a los 6 palos que le amargaron la existencia al mandatario local.

Tanto así que ya anunció públicamente que “cerrará las puertas de la Municipalidad”. Es que si se llegara a embargar la coparticipación para hacer frente a la millonaria deuda, no se podría “pagar sueldos, a proveedores ni nada”, alertó en declaraciones radiales.

Y no solo eso. Se quejó de que en los tres años que lleva al frente de la Intendencia llevan pagados unos 12 millones de pesos en deudas de la gestión anterior. Por eso, en diálogo con FM Vox, responsabilizó por esta situación al exintendente Javier Paulucci, al ex secretario de Gobierno Sergio Feller y al ex presidente del Concejo Deliberante Javier Arcostanzo.

El asesor legal de la Municipalidad, César Irigo, en tanto, confirmó que que afrontarán el pago de los 6 millones de pesos del nuevo juicio y quetomarán medidas legales contra sus antecesores.

 

La Carlota

Con los ladrillos no

 

Si no fue como sospecharon algunos vecinos y solo se trató de un error involuntario, el que quedó mal parado es el intendente Fabio Guaschino que recién este fin de semana regresaba de sus vacaciones, ya que no se encontraba en la ciudad. Como dirían en la calle, “se la come de arriba”.

La polémica por la descarga de materiales de construcción frente al domicilio del jefe comunal realizada por maquinaria y personal municipal despertó todo tipo de comentarios entre vecinos y funcionarios de la oposición, que elevaron un pedido de informes para saber de qué se trató.

La secretaria de Obras Públicas municipal, Marcela Tomicich, informó que se trató de un “error”o “mala interpretación” de una orden dada al personal del corralón.“Lo que pasó fue que yo le dije al capataz que lleve un metro de arena al frente de la casa de la tía del Fabio. Eso fue literal lo que le dije, y es así porque sobre la calle Yrigoyen estamos renovando las veredas. Pero entendió ‘de Fabio (Guaschino)’ y la llevó a la calle Alem”, explicó la funcionaria a Puntal.

Como sea, se trató de una extraña situación que debe ser aclarada en su totalidad. Para no comerse el garrón de arriba, ¿no?

La Playosa

Echan a alto funcionario

La intendenta Gabriela Nicolino le pidió la renuncia a su más alto funcionario. Se trata de Edgar Olcelli, quien se desempeñaba como coordinador de Gabinete. Se trata de un apellido conocido en la localidad, ya que había actuado como secretario de Gobierno en las gestiones del exintendenteAurelio Semenzín.

La salida del funcionario se da por una “cuestión de ética” y porque las autoridades deben “estar al servicio de los vecinos”, según las palabras de la mandataria playosense, disgustada por la situación que originó el desenlace.

Es que Olcelli compró en un remate en Villa María la casa de un vecino jubilado, que ahora será desalojado. Como no tendría donde ir, podría terminar en un hogar de ancianos, trascendió. Lo curioso, y lo que despertó la reacción de Nicolino, es que meses atrás la familia del vecino había concurrido al municipio para buscar algún tipo de solución ante el advenimiento de la sentencia desfavorable.

“Hay una falta a la ética y a la moralidad. Se trata de su investidura como funcionario, su conducta debe ser intachable”, remarcó la intendenta ante El Diario.

Ella dijo todo.

 

 

 

 

Deja un comentario


*