Verónica Navarro: “Así, como está, no lo voto”

Entre Café y Café, Nota de Tapa

Verónica Navarro Alegre… La “Ciudad Deportiva” y la Plaza Ocampo

 

La concejal Verónica Navarro Alegre, el pasado domingo fue invitada por el programa la “Rebelión de los viejos” de FM Centro dejando su opinión contraria a todo lo que se ha movilizado desde la misma Municipalidad hasta el momento en lo que respecta a la ciudad Deportiva y las incidencias con la Plaza Ocampo igualmente que con el Salón de los Deportes. Sus argumentos marcan una diferencia de cómo debería hacerse dicha transacción para que no se viole ninguna normativa y se formalice con total transparencia, contexto que hasta el momento no parece ser así”.

 

Escribe: Miguel Andreis

 

“Este tipo de obras de importante magnitud donde el municipio pone en juego inmuebles de gran valor económico debe, según la Carta Orgánica Municipal y sus respectivas ordenanzas vigentes, formalizarse a través de una licitación pública con la iniciativa privadas. Es muy importante que se cumplan las letras de la CO para que todo se establezca con la mayor transparencia”

“Acuerdo que es preciso un complejo deportivo, pero no a cualquier precio”

La contadora Verónica  Navarro no necesito ingresar en eufemismos para exponer su posición en lo que respecta a una transacción entre la Plaza Ocampo y la posibilidad de construir por una sociedad privada, en una zona que emerge como poca propicia, la tan remanida  “Ciudad Deportiva” y, obviamente también vuelca su opinión en cuanto a la otra transacción del antiguo Salón de los Deportes, donde se quiere levantar en su lugar un centro deportivo en una hectárea de la Universidad Nacional de Villa María. La definición de la legisladora municipal no deja dudas: “Así como nos ha llegado las primerasinformaciones vía medios de comunicación por la Plaza, y en forma algo más documentada en cuanto al Salón, yo no coincido con este tipo de proyectos, aun reconociendo que nos hace falta un gran complejo deportivo.  Como concejal no voy a hacerme responsable de una propuesta que en lo personal tengo diferencias de fondo.  Claro que se puede subsanar, pero es mucho lo que se pone en juego como para que desde el Ejecutivo se impulse tales emprendimientos donde no participa el ciudadano, pero si los oferentes.  Estamos hablando de un capital que es de los villamarienses, y nos encontramos con una propuesta que llegó de un día para otro”

¿Se dice que el terreno que ofrecen los empresarios no se encontraría en el ejido municipal de Villa María?

“Si uno va a contratar el salón de fiestas de Graystone, cercano a los terrenos que ofrecen, tenés que sacar los permisos en la Municipalidad de Tío Pujio. Por lo tanto, no es descabellado suponer que dichas hectáreas forman parte de la vecina comuna”

¿Villa María crece en forma armónica?

“Toda iniciativa debe ser considerada para muchas décadas en adelante, sustentado en la imprescindible armonía. No es lo que percibo en este caso.  Estoy convencida de la necesidad que la ciudad precisa un complejo deportivo, pero este punto señalado está muy lejos de la ciudad, no existe transporte público.  Para una gran cantidad de barrios la distancia le quitará toda posibilidad de acceso. Especialmente aquellos sin medios de movilidad. Con el Gobierno de Eduardo (Accastello) fijamos un objetivo de desarrollo. Acorde a una planificación pensando en una Villa María donde todo quedara medianamente cerca. Por eso entiendo que debe buscarse otros terrenos no tan distantes.  Por ejemplo, por la Buenos Aires, rumbo a la autopista la distancia es mucho menor”

 

“Vamos a iniciar una ronda de conversación con los distintos colegioscomo el de ingenieros o arquitectos, gente del deporte tanto para lo de lo de la ciudad deportiva como lo del Salón de los deportes”

¿Se conocen las propuestas con todos los detalles?

Con el tema del Salón nos llegó al Concejo mayor documentación, no así con lo otro donde todo lo que nos interiorizamos fue por la prensa. Es elemental saber qué es lo que quiere hacer el gobierno municipal y qué es lo que pretenden los inversores (entre los nombres figuran GustavoMartinengo (empresario de la construcción), Brondello y Daniel Souto).  No serían los únicos.  La Ciudad Deportiva hoy debe sostenerse con todas las herramientas que tenemos para que nada quede fuera del marco de la legalidad. Hasta llegar a ese paso es elemental otros movimientos previos.  Primero comparar los valores, no puede el municipio entregar un patrimonio histórico, sin tener en cuenta tales áreas valorativas. Preguntarnos- insisto- ¿¡El lugar es el adecuado!No se puede soslayar el precio de una placita de altísimo valor en dólares y 7 hectáreas que estarían en el ejido de Tío Pujio.  Ahí ya tenemos un punto contradictorio, ¿son equitativos los valores entre una cosa y otra?

¡No pocos lo ven como un negocio poco favorable para la ciudad…!

“Posiblemente.  No obstante,es verdad que siempre cuando se ingresa en estos planos de negocios inmobiliarios flotan los interrogantes. Elementalmente, que se trata de un negocio inmobiliario.percibo desde mi perspectiva que se ha hecho todo al revés.  Se saltearon pasos básicos para que todo sea bajo el rigor de la ley; aún no se nos ha informado en el Concejo Deliberante, el diálogo con los vecinos debe ser más amplio, no solamente con aquellos que están relacionados con el deporte.  Vamos a ser claros, subyace en parte del pensamiento colectivo que se trata de un negocio que el pueblo desconoce el fondo”.

 

¿Su opinión sobre la instalación del Salón de los Deportes en la Universidad?

“Entiendo que este polo geográfico donde se encuentra la Universidad ya tiene su propio desarrollo. Me imagino como más positivo buscar otros puntos cardinales de la villa, para ayudar al desarrollo. Debemos observar para dónde crece la ciudad y establecer tal construcción como un disparador sostenible e inclusivo. No llevar todo para un solo lado, dejando   barrios más deprimidos y en desigualdad de condiciones”

¿Es decir que tampoco acuerda que se construya en los predios de la Universidad Nacional?

“No.  Primero porque no acuerdo que lo maneje la Universidad. El proyecto que nos hicieron llegar al Concejo menciona que la UN pone a disposición del municipio una hectárea, agregando que la titularidad de la tierra lo mismo que el usufructo, sería compartida entre la casa de altos estudios y la Municipalidad. Se formaría un ente multisectorial, y aquí una cosa para resaltar, la administración quedaría en manos de la Universidad. ¿Y la Municipalidad?  Tampoco me cierra. Vamos a debatirlo primero. Primero es menester ver el proyecto y segundo, darlevigencia a lo que dicta la Carta Orgánica y llamar a una licitación, abrir el juego a todos los empresarios que se quieran sumar, claro, eso sí, que la ciudadanía conozca absolutamente todos los movimientos. Así como llegó la proposición, personalmente no la voto…”

 

Deja un comentario


*